Teléfono de contacto: 654520362

Mi niño no duerme. Insomnio infantil.

Posted on by on diciembre 28th, 2017 | 0 Comments »

Cuando un niño no duerme, y por tanto tiene insomnio infantil, nos genera una gran preocupación, ya que como padres siempre estamos pendientes de que duerma y coma bien; si uno de uno de estos factores no sigue una línea estable, entonces nuestra vida gira en torno a cómo poder resolver esta situación, ya que nos altera completamente la convivencia.

Los niños, al igual que los adultos, siguen sus propias pautas de sueño; hay algunos que necesitan dormir muchas horas y otros no tantas; a unos les cuesta levantarse por las mañanas mientras que otros se levantan frescos y a la primera llamada, pero no consiguen aguantar la cena del sueño que tienen.

Insomnio Infantil. Pixabay

Insomnio Infantil

¿Qué es el insomnio infantil?

Se dice que existe insomnio infantil cuando al niño le cuesta mucho coger el sueño, o tiene un sueño que se interrumpe de forma continuada durante la noche, costándole de nuevo volver a conciliar el sueño, o tiene un despertar demasiado temprano por las mañanas y luego no puede volver a dormirse.

Esta alteración del sueño causa malestar significativo o un fuerte deterioro en la conducta del niño al día siguiente en todas las áreas en las que se relaciona: en el colegio, con los amigos, en casa…

Si el niño no duerme bien puede ser debido a varios factores, como su estado madurativo, por temas psicológicos, o bien por condiciones externas.

Cuando se produce insomnio infantil, lo más importante que se debe analizar inicialmente son los hábitos del sueño que estamos empleando, y si estos son los más adecuados.

Debemos poner todas las facilidades para la conciliación del sueño por parte del niño: en su habitación debe predominar el silencio, ser cálida, y cómoda la cama. Debe haber un período de tiempo preparatorio tranquilo para irse a la cama después de cenar, sin que se le estimule con actividades de juego; es un tiempo de calma y de mentalización. La cena ha de ser suave, nada de grandes cantidades, y ninguna bebida estimulante. Se han de aplicar siempre los mismos horarios, la rutina en esta etapa es clave porque, además de regular el sueño al niño, le das seguridad.

Finalmente, hemos de ser conscientes de que los niños, al igual que nosotros, son sensibles a lo que les pasa alrededor: situaciones nuevas, estrés en la familia por acontecimientos, preocupaciones en el cole… pueden afectar al inicio y la conciliación del sueño, por lo que, aunque debemos enseñarles a gestionar estas situaciones, la rutinas, tal y como se indica en el anterior párrafo, son claves para ayudarles a descansar y a enfrentarse con fuerzas y positividad al siguiente día.

Desde Gabinete Psicopedagógico SENDA SL estamos a tu disposición para cualquier consulta que quieras hacernos respecto a este tema o cualquier otro en el que necesites de nuestra ayuda; nos puedes localizar en el 654 520 362, o bien escribir a informacion@gabinetesenda.com, donde los profesionales de Senda os atenderemos con mucho gusto.

« El apego. Cómo dar a un niño seguridad.
¿ Qué tipo de padres somos? ¿Lo estamos haciendo bien? »

Llámanos

Todo un equipo de psicólogos, fisioterapeutas, logopedas, maestros y terapeutas ocupacionales a tu alcance para ir a tu domicilio con una sola llamada al 654520362

Te llamamos

Twitter

Facebook

Linkedin

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información

ACEPTAR
Aviso de cookies